Picazo: “El compromiso que hoy asumo es de una responsabilidad enorme”

JUSTICIA, POLÍTICA | viernes 7 de julio de 2017


En la sesión de Diputados, de este jueves, se trató el pliego del nombramiento de la fiscal Liliana Picazo como ministra del Superior Tribunal de Justicia. Por unanimidad, con palabras de apoyo y emoción los diputados aprobaron el pliego. “El compromiso que hoy asumo y que me permiten asumir es grande es  una responsabilidad enorme; cubrir las expectativas de la gente. no solo de la que me da esta confianza, sino la que transita, la gente que está judicializada, a la que hay que darle una respuesta coherente y rápida”, manifestó la nueva ministra Liliana Picazo luego del nombramiento y en las afueras de la Legislatura.

“Mi compromiso es también con todos los rubros, laboral, penal, civil, comercial, de familia, esos juzgaos son nuestras vidrieras, hay que privilegiar el bienestar de los empleados, que cuenten con medios para trabajar, para cuando se inicie un expediente esté tranquilo y tengan el menor margen de error.”, manifestó quien hasta ahora era conocida como la ‘fiscal Picazo’.

Para la futura magistrada, “El estamento de primera instancia es como la emergencia de un hospital, cuando el médico hace un buen diagnóstico, difícilmente la derivación va a ser equivocada; ese ejemplo es el nuestro, cuando alguien tienen un dolor pierde un derecho y el servicio de justicia tiene que ser rápido eficiente y atento. Nosotros trabajamos con el dolor, las pérdidas, con falencias y tenemos que darle la solución, y al que no le damos la solución porque no hay posibilidades, tenemos que explicar por qué no tiene derecho dentro del marco de la ley. La gente tiene que llevar una respuesta adonde acuden para que se resuelva el problema. Tratamos con personas no con papeles, a veces el expediente nos borra la cara de la gente, siempre dentro de esos mamotretos ahí hay personas, a esa personas tenemos que atenderlas bien y rápido”.

“La conflictividad social ha aumentado, en el mundo; en nuestro país tenemos el conflicto que trae la pobreza, el de la droga, del alcohol o de una usurpación, o un despido laboral, tenemos que estar preparados en una dimensión que se pueda abarcar toda esta temática”.

“La persona judicializada debe tener una respuesta del poder judicial que achique el nivel de conflictividad”, enfatizó la futura magistrada.

Fotos: Marcos Otaño y Cámara de Representantes.