‘No sabemos cuál va ser el  costo de reposición, suspendemos la venta’

AUMENTOS, COMERCIO, CONSUMO, ECONOMIA | martes 13 de agosto de 2019


El presidente de la Cámara de Industria y Comercio de Posadas (CICP), Carlos María Beigbeder, advirtió que los precios en general aumentarán entre un 10 y un 20% luego de la corrida cambiaria de este lunes, en donde el dólar pasó de valer 47 pesos a 57 en un día, luego de la victoria del precandidato a presidente del Frente de Todos, Alberto Fernández, quien superó por 15 puntos al presidente Mauricio Macri en las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO).

El comerciante señaló que los proveedores ya comenzaron a suspender los envíos con el argumento de que desconocen cuál será el precio de reposición de los productos.

“He recibido avisos de proveedores, con palabras textuales ‘no sabemos cuál va ser el  costo de reposición, suspendemos la venta’.  A mí como comerciante me quedan dos caminos: seguir vendiendo y achicar los plazos de cobranza o seguir vendiendo con un aumento de precios. Aumento de precios no hice porque tengo stock suficiente para pasar esta semana de turbulencia y ver en cuánto queda. Entre no menos de un 10% y un 20% va subir, el tema es cuánto tiempo tarda en aplicarse ese aumento”, adelantó Beigbeder en Radio Libertad.

El dirigente empresarial, en línea con el discurso de ayer de Macri, analizó que la situación de inestabilidad económica y financiera, a la que le agregó “también eleccionaria” generó mucha preocupación en los mercados, lo que motivó un aumento en el valor del dólar y la caída en los bonos argentinos. “Nos ha pasado particularmente  y hay un montón de negocios mayoristas y los que tienen negocios con venta al público masivo que han suspendido la venta y esa es la consecuencia de no saber a cuánto vas a volver a comprar”, describió Beigbeder.

En ese sentido Beigbeder señaló que en su negocio siempre se trata de amortiguar un poco los aumentos porque la principal consecuencia de este tipo de movimientos es una inmediata caída en las ventas directamente la suspensión de las operaciones. “Cuando se aumenta de buenas a primeras el 20%, por ejemplo subió el dólar, estaba en 47 y ahora terminó en 55, el cálculo te da 20 puntos. Uno lo termina prorrateado en 2 meses, 20 días, no se hace el cambio automáticamente”, describió y agregó que el problema es que la cuenta no cierra. “Por un lado hay una inflación del 60% y te actualizan los precios un 30 y no te da la cuenta. La matemática funciona para todos igual”, afirmó.

Fuente: MOL