Femicidio de Lucía Maidana: «Seis años sin justicia mientras nos siguen matando»

DERECHOS, FEMICIDIO, JUSTICIA | martes 9 de abril de 2019


(Texto y Fotos: Patricia López Espínola). El 6 de abril se cumplieron seis años del femicidio de la estudiante de Licenciatura en Comunicación Social de la Universidad Nacional de Misiones (UNaM), Lucía Maidana, ocurrido en una pensión en el barrio El Palomar, sin que hasta el momento haya un responsable del asesinato.
Este lunes, una numerosa columna de estudiantes, docentes, amigues, y ciudadanos en general, marchó desde el edificio anexo de Humanidades hasta el Juzgado de Instrucción 3, a cargo del juez Fernando Verón,  donde «duerme» la causa, con una parada previa en la plaza 9 de Julio, frente a la Casa de Gobierno, con algunas oradoras, y toda la plaza reclamando justicia.
«Nos movilizamos porque no olvidamos a las compañeras muertas en manos de hijos sanos del patriarcado. Hoy y desde hace seis años  exigimos justicia por Lucía», relataron les estudiantes que convocaron a la marcha desde el CEPA, el Movimiento Universitario Evita (MUE), Muro, FFUMID y el Movimiento de Participación Estudiantil (MPE).
En toda la provincia, el Colectivo de Mujeres Contra la Violencia de Géneros exige: Justicia, Emergencia Pública y Social por Violencia de Género -como lo pide un Proyecto de Ley del PAyS- y que se implemente la efectiva responsabilidad de los medios de comunicación locales a la hora de comunicar, ya que causó un rechazo generalizado la publicación de relato del femicida (Cristian Vargas) de Antonela Bernhardt, revictimizándola, invadiendo su intimidad con datos que no aportan nada y apelan al morbo  provocando más dolor a la familia de la joven obereña, la tercera víctima de femicidio en Misiones lo que va del año.

La información es un bien social imprescindible
En ese sentido, las docentes Marina Casales y María de Rosario Millán leyeron un documento en nombre de sus colegas, investigadores, extensionistas que integran el plantel del Departamento de Comunicación Social de la Facultad de Humanidades de la UNaM, manifestando su compromiso con la formación integral de periodistas y comunicadores sociales, que aporten y refuercen la concepción de que la información es un bien social, necesario e imprescindible en pos de una sociedad más democrática, igualitaria, equitativa y plural.
En esa línea, expresaron su preocupación sobre las coberturas periodísticas realizadas por el caso del femicidio de Antonela Bernhardt (27), el pasado  5 de abril. Sobre este tema, «la ciudadanía en general -y los públicos en particular- accedieron a este hecho a partir de las noticias que produjeron los medios de comunicación locales y de las publicaciones viralizadas en redes sociales.
Se trató en general -siempre hay excepciones- de narrativas informativas que decidieron -y seleccionaron- imágenes cruentas seguidas por aspectos de la vida íntima de la víctima en boca de su femicida. Lo dicho y expuesto en éste y en tantos casos más, no aportan a la comprensión integral de problemáticas como la violencia de género, que son del orden de lo social-estructural, y mucho menos si el único modo que proponemos para visibilizar es a través del orden de lo personal, lo anecdótico y de la casuística», destacaron Millán y Casales.

«Demandamos información con perspectiva de género»  

Las docentes hicieron hincapié que con «mucho dolor», pero también compromiso y convicción, «nos ponemos a disposición de los medios de comunicación social de la provincia para pensar juntos, estrategias de formación y abordaje sobre estas problemáticas destinados/as a los y las periodistas, propietarios, propietarias, productores, productoras y gestores y gestoras, en favor de medios que respeten derechos.
Demandamos a los medios periodísticos locales, la producción de información con perspectiva de género porque su rol es fundamental. Queremos abordajes periodísticos que cumplan los protocolos vigentes y disponibles sobre violencia de género (Red Par, Defensoría del Público, etcétera).
Solicitamos que se atengan a estándares de derechos y calidad en materia de contrastación de fuentes. No priorizar una y menos aquellas que reiteradamente incumplen con cuestiones mínimas de respeto hacia las víctimas de femicidios.
Exigimos también a las instituciones judiciales y policiales que cumplan con el rol asignado por la sociedad, actuar conforme a derecho en la relación con los medios periodísticos, aportando información útil, transparentando sus acciones y no promoviendo la difusión de contenido inapropiado».Basta de justificar y reforzar desigualdades
Desde la UNaM ratificaron la importancia de los medios de comunicación para la vida en democracia. «Abogamos por medios de comunicación periodísticos que promuevan un mundo donde todos y todas estemos incluidos e incluidas, y no que refuercen y justifiquen  las desigualdades estructurales imperantes.
Las redacciones de los medios de comunicación social pueden ser, si así lo deciden, de gran ayuda en este reclamo de transformación social, ético y político.
Debemos redoblar nuestros esfuerzos como Universidad Pública formadora de periodistas y comunicadores sociales en materia de teoría, reflexión y acción pero claramente esto no alcanza. Consideramos entonces que es necesario que los Medios de Comunicación Social, el Poder Judicial y sus operadores, y la sociedad tomen conciencia de qué se trata este horror. Es preciso que nos comprometamos más que nunca con el #Ni Una Menos, #Vivas Nos Queremos.
Es indispensable que el Estado en todos sus niveles asuma la responsabilidad de implementar políticas públicas tendientes a combatir el sexismo, la violencia contra las mujeres, la desprotección socio-sanitaria y jurídica, y a defender los derechos de las mujeres para construir una cultura otra donde todas y todos quepamos porque acá no sobra nadie», finalizaron.Mujeres Valientes denuncia a un violento
La dirigente de la Agrupación Mujeres Valientes del Partido Agrario y Social, Paula Ávalos, denunció en la plaza 9 de Julio, en el marco del acto exigiendo justicia por Lucía Maidana, que en el momento de la marcha, «una compañera nuestra del barrio Prosol, madre de tres hijos, totalmente golpeada por su concubino, está realizando la denuncia en la Comisaría. Vamos a seguir trabajando contra la violencia por todas nuestras compañeras, como Sole, que se salvó de morir en manos de un violento porque su hijo de 10 años corrió pidiendo auxilio a los vecinos», relató.
Agregó que «es muy doloroso vivir estas situaciones cuando hay un violento cerca que empiezan con la violencia psicológica y después con los golpes. Esperamos que la Justicia actúe con este hombre que ya fue detenido, e impida que se acerque a nuestra compañera. Reclamamos justicia porque ¡No nos callamos más!», resaltó Paula.

«El machismo busca que nuestras voces se callen»
Por otro lado, la militante de la Corriente Clasista y Combativa, Yaqueline Vera sostuvo que el machismo busca que las voces de todas las mujeres sean calladas.

«Y así nos van matando. Por eso vamos a seguir luchando por las ya no están, las de ayer, las del año pasado. Por todas las que son revictimizadas, las que sufren violencia en los lugares de trabajo, en las calles, que cuando van a hacer una denuncia, algunas agentes de policía preguntan: ‘¿Estás segura que querés denunciar?’. El femicida ataca, las mujeres se mueren y el Estado no hace nada. La bronca e impotencia que sentimos es porque todos los días muere una de nosotras, y el Estado es responsable, también por no declarar la Ley de Emergencia Social por Violencia de Género, y de esa manera los hombres cuentan con impunidad para seguir violentando en las calles, y acosando en la Universidad a nuestras compañeras porque ahí tampoco están seguras».
Enfatizó que no importa la edad, «importa que somos mujeres, que el Estado no garantiza lugares de contención, porque está ausente, porque la policía no toma las denuncias inmediatamente, porque cuando una mujer se muere la acusan a ella, y no al femicida y la víctima no se puede defender de las barbaridades que declara el violento en un Juzgado, como ocurre con Cristian Vargas, que sí tiene derecho a hablar, la que se quedó sin derechos es Antonela y la siguen revictimizando. Basta de violencia contra las mujeres, y si nuestras vidas no valen, produzcan sin nosotras!», interpeló la joven militante de la CCC.

El IPEC se sumó al proyecto de la creación del Observatorio de Violencia de género

DERECHOS, FEMICIDIO, GÉNEROS

Luego de numerosos estudios relacionados con la incidencia de la violencia en la población misionera, desde el IPEC se sumaron a la propuesta de un proyecto de ley presentado por la diputada Silvana Giménez para contar con un observatorio de los casos de problemáticas familiares y de género. El Instituto Provincial de Estadísticas y Censos aportaría las herramientas que permitan evaluar y cuantificar… Leer más  »