Bajan las consultas y pedidos de créditos UVA

AUMENTOS, CRISIS, DEVALUACIÓN, ECONOMIA, SOCIEDAD | lunes 10 de septiembre de 2018


El sueño de la casa propia pareciera estar cada vez más lejos para algunos. Si bien una de las opciones con las que contaban los interesados eran los créditos por Unidades de Valor Adquisitivo (UVA), la inestabilidad del mercado genera que muchos duden en ingresar en más cuentas. Aunque en los UVA el dólar no tiene impacto directo porque el crédito se ajusta por inflación, sí alimenta a los índices inflacionarios.

Tal es así que se notó una merma en los pedidos de los créditos UVA, como así también disminuyeron las consultas para comprar casas o terrenos, aunque inmobiliarios aseguraron que en Posadas se siguen comercializando aquellos que conservan precios razonables.

Según estiman desde las entidades bancarias y las inmobiliarias, la baja se debe a que los clientes esperan y analizan si se pueden financiar de otra forma la compra o si es conveniente postergar la inversión por un tiempo. Incluso, con la intención de que los inmuebles no varíen los precios de manera exagerada a raíz del movimiento del dólar, inmobiliarios de todo el país analizan la posibilidad de comenzar a tasar en UVA.

La inflación que se viene acumulando durante el año, la devaluación del peso que se va acentuando y la pérdida del poder adquisitivo hacen que, quienes estaban interesados en obtener un crédito, hoy lo dudan ya que no saben cómo se comportará la economía en los próximos años. Por otro lado, están quienes auguran que la situación mejorará en los próximos años por lo tanto decidieron solicitar la ayuda económica.

Desde las entidades bancarias que operan en Posadas, expusieron que “bajó la demanda de los préstamos hipotecarios para vivienda porque los precios de las casas subieron mucho”. Por ello, al mantenerse en alta los precios de las viviendas, no resultan suficiente los montos a los que pueden acceder los solicitantes con los ingresos actuales. Asimismo, indicaron que en algunos casos los precios por viviendas son muy altos a comparación de otras ciudades.

Según muestran los simuladores para acceder a un crédito UVA, con una solicitud de 500.000 pesos a pagar en 120 meses, se debería contar con un ingreso de unos 35.000 pesos y el 20 por ciento del sueldo estaría afectado al pago de la cuota, lo que representaría 7.100 pesos. Mientras, para acceder a 700.000 pesos a pagar en 120 meses, el ingreso debería rondar los $45.000 pesos y las cuotas serían de $10.000 pesos.

El economista misionero Alejandro Rodríguez señaló que hay tres tipos de personas que pueden ser objeto de análisis al momento de hablar de la obtención de créditos.

  1. Están los que piensan en sacar un préstamo de estas características. “A este se le endureció la barrera de ingreso para acceder, porque antes el crédito UVA daba una mayor fortaleza, ya que al ser ajustable por inflación tenían una barrera de ingresos muy bajas, pero hoy en día con el endurecimiento financiero que hubo se necesita justificar un mayor ingreso para acceder a una vivienda estándar”.

2) La que se encuentra realizando los trámites para acceder al préstamo. Por lo tanto, primero solicita información luego presenta la documentación y debe esperar hasta que el banco dé el visto bueno de la calificación, pero el trámite completo suele llevar un par de meses. En consecuencia, Rodríguez señaló que “suelen pasar unos tres a cuatro meses, por lo que es un tiempo largo, por lo tanto el problema que se presenta es que la suba del tipo de cambio puede generar que esa persona se quede afuera de la operación”.

En este punto, agregó que “el banco te da pesos, pero si la compra del bien está dolarizada el precio variará y el banco dará la misma cantidad de pesos que aprobó en la calificación, por ello la diferencia de pesos va a tener que juntar la persona de algún otro lado para completar lo que necesita”.

3) Está  quien ya obtuvo el crédito, por lo cual no tiene problema con el tipo de cambio, ya que el dilema se presenta al momento de comprar el inmueble. “Con todo este problema del tipo de cambio, a esa persona se le licuó la propiedad -en dolares-”, dijo el economista.

Al momento, ejemplificó que “al solicitante le dieron tantos pesos para pagar una propiedad cuando, por ejemplo, el dólar estaba en 20,50 pesos y ahora está el doble, por ello se licuó esta propiedad, pero hay que tener en cuenta que el mayor problema será la inflación porque los índices seguirán subiendo y bastante”.

En lo que se refiere a los índices inflacionarios, desde el mismo gobierno nacional, proyectaron que estaría en el orden del 42 por ciento, pero los salarios crecieron muy por debajo de ese número. En algunos casos, los sueldos sólo tuvieron un crecimiento del 15 al 20 por ciento.

“Esto significa que será mucho más duro, porque se terminará destinado más dinero del ingreso mensual del que se tenía previsto, esto se debe que al mejorar el salario muy por debajo de la inflación, la cuota aumentará en torno a la inflación, pero no así el sueldo”.

Asimismo, añadió que “lo que se debe analizar es la situación salarial en los siguientes 20 o 30 años, en un país que es inflacionariamente crónico, por lo tanto se lo puede considerar un riesgo muy alto”.

Detalló que, al momento de lanzarse los créditos en 2016, la Unidad de Valor Adquisitiva (UVA) era de 14,05, pero en la actualidad valen casi un 80 por ciento más.

“Es decir que se está hablando de una suba en las cuotas de aproximadamente un 30 por ciento anual, con lo cual es difícil que el salario alcance esa suba”.

Fuente: El Territorio

Crisis y especulación: “Los molinos no están entregando materia prima»

ALIMENTOS, ARGENTINA, AUMENTOS, CRISIS

El empresario panadero José María Mazur contó a FM 89.3 que «los molinos no están entregando materia prima». Indicó que «no se aumentaron los precios» y garantizó la continuidad del programa Ahora Pan en la provincia. El empresario panadero, José María Manzur, reconoció que el sector panaderil se encuentra en un momento de “incertidumbre muy grande” es que los molinos… Leer más  »